LA PLACENTA, ¿ES EL SECRETO?

July 27, 2017

 

 La naturaleza es sabia. Esta frase tan repetida a lo largo de la historia resume y explica los mil y un comportamientos que los seres vivos realizan de manera instintiva. Nada ocurre por casualidad.

 

Siguiendo la pista, la propia naturaleza nos conduce al origen, al momento mismo del nacimiento. Y es ahí donde nos paramos y observamos que todos los mamíferos tanto carnívoros como herbívoros ingieren la placenta -placentofagia, se llama- después del alumbramiento. Todos, menos el ser humano.

Aunque la placenta es venerada por muchas culturas, muy pocas acostumbran a comerla. Estudios antropológicos demuestran que las mujeres de diferentes culturas y épocas han ingerido su placenta de manera tan natural como hoy día dan de mamar a sus bebés. 

 

Pese a ello, la sociedad occidental ha ido eliminando esta actividad innata posiblemente basándose en ese presunto asco a comer algo que, de manera reciente, se ha venido considerando como un material de desecho.

 

Según explica Sergio Sánchez, médico homeópata, investigador de la placenta humana y miembro del equipo del Centro Médico y de Investigación Canarias Biomédica, todos los mamíferos están programados genéticamente para ingerir la placenta después del alumbramiento. "Existe un gen, -el PEG3-", que lleva a todas las hembras a comerse la placenta, así como a realizar toda una serie de cuidados maternales a las crías -lamerlos, liberarles el hocico para que respiren, etc-. Este gen, sostiene Sánchez, también existe en el genoma humano.

 

Y es que, no en vano, está demostrado que la placenta contiene altos niveles de prostaglandina, lo que contribuye a la contracción uterina. Asimismo, es rica en oxitocina, la cual bloquea el estrés propio del parto. Incluso, la existencia de la hormona Lactógeno placentario (similar a la hormona del crecimiento) facilita la contracción de los músculos de las células mamarias para la producción de leche materna. 

Además, argumenta Sergio Sánchez, la placenta contiene una importante cantidad de hormonas hipofisarias -hormonas cerebrales-, las cuales "posiblemente" ayudan a compensar el gran déficit hormonal que sufre la madre después de dar a luz. Un déficit que se ha venido relacionando con el origen de la depresión post parto. 

Vitamina K

 

Pero si hay algo de lo que la placenta anda sobrada, esto es la vitamina K. "El ser humano tiene una cuenta pendiente con la vitamina K", afirma Sánchez.

 

Si nos detenemos en este aspecto, descubrimos que en el recién nacido existe una alta propensión a presentar hemorragias a causa del déficit de vitamina K.

 

Sin embargo, Sergio Sánchez explica que este déficit quedaría más que compensado gracias a la placentofagia. De hecho, durante todo el embarazo, "el organismo de la mujer guarda cantidades inmensas de vitamina K" que luego -con la ingesta de la placenta- pasarían al bebé a través de la leche materna.

 

 

Pero esta ingesta no sólo beneficia al bebé, sino también a la madre, dado que la principal función de la vitamina K es antihemorrágica y, por tanto, contribuye a algo tan vital como la coagulación en el post parto.

 

 

Así pues, este médico e investigador mantiene la hipótesis de que ingiriendo la placenta "mejoramos el mayor tesoro del mundo, que es la leche materna".

 

 

Actualmente Sergio Sánchez y su equipo desarrollan un proyecto de investigación basado en el análisis bioquímico de vitamina K en sangre, placenta y leche materna para después compararlo con la dieta de la madre. El posterior estudio de las muestras revelaría, entre otras cosas, hasta qué punto es definitiva esta vitamina en nuestro organismo.

 

 

Por ello, Sánchez hace un llamamiento a todas aquellas mujeres embarazadas que lo deseen a participar en esta investigación.

 

 

Sanidad 20-06-2011 14:24

Sandra Luján. Las Palmas de Gran Canaria

 

Fuente: http://www.canariasaldia.com/noticia.php?noticia_id=277300

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Featured Posts

ONDE ESTÁ?

July 6, 2017

1/1
Please reload

Recent Posts

April 20, 2020

December 2, 2019

Please reload

Archive
Please reload

Search By Tags